Lo intentó hasta donde pudo, pero ya no quiere seguir en Barcelona

Estaba llamado a ser el nuevo Xavi Hernández, pero ni con la presencia de su ídolo en el banquillo de Barcelona consiguió jugar.

Por Juan Pablo Oclassen
Barcelona

Luego de que salieran del conjunto culé jugadores como Iniesta, Puyol, Busquets, Piqué, Xavi, Lionel Messi, entre otros; todos los futbolistas que se formaron en adelante se asumían como futuras joyas mundiales y no fue así. Muchos de esos jugadores pasaron al fracaso o participar en ligas de menor nivel, sin oportunidades de retornar al club que los formó. Deulofeu, Sandro Ramírez, Rafinha Alcántara, Cristián Tello, Marc Bartra y ahora el joven Riqui Puig. 

No olvides leer también: Según Fabrizio Romano, quiere volver a España y Barcelona intentará todo

De Riqui se esperó mucho. Desde muy chico lo anticiparon como la nueva promesa del equipo y hasta le llamaron el nuevo Xavi Hernández, pero no le dieron hasta el momento el protagonismo suficiente en cuanto a minutos se refiere. Ya tiene 22 años y cuatro técnicos pasaron por alto su presencia dentro del plantel blaugrana y eso que él luchó contra la oposición que le hizo Ronald Koeman al llegar al banquillo. El DT neerlandés expresó que no lo quería en el equipo y hasta lo llamó “topo”.

Riqui Puig quiere salir del Barcelona  

¿Qué hizo Puig? Se quedó a luchar por su lugar y por tener más tiempo para brillar en el club de sus sueños. No lo pudo hacer hasta el momento y otros juveniles que debutaron después del catalán tienen muchas más chances con Xavi. Por ejemplo, Gavi llegó recién al primer equipo, se ganó un lugar en la titular y muy seguramente estará en la Copa del Mundo en Catar con la selección española de mayores. Ansu Fati, Nico González y hasta Pedri, aunque el canario venía de triunfar en Las Palmas. 

Mundo Deportivo adelantó qué tendría en mente el joven volante del Barcelona: «Riqui Puig tiene decidido salir del Barcelona en este verano (europeo)». El chico culmina su contrato con el azulgrana en junio del 2023 y eso sería un problema para sus aspiraciones, porque si sale vendido en el próximo mercado, regresar al culé será mucho más difícil en caso de explotar en otro club. El Real Betis encabeza la lista de equipos que quieren a la promesa.