La charla de Jürgen Klopp que cambió a Liverpool en el entretiempo

El mítico entrenador Jürgen Klopp se enojó y le pidió compromiso a sus jugadores en el entretiempo, en una charla que surtió efecto.

Por Lucas Mathieu
Klopp en Liverpool.

El estadio La Cerámica fue el escenario perfecto para hacer sufrir al Liverpool de Jürgen Klopp durante todo el primer tiempo. Por trámite de la semifinal de vuelta de la Champions League, el Villarreal puso contra las cuerdas al equipo de Anfield.

El ‘Submarino amarillo’ igualó la serie muy temprano tras dos tantos de Dia y Conquelin, mientras que los ‘reds’ no podían conectar sus combinaciones de manera correcta. Y es que, en medio del camino, siempre apareció una pierna ‘amarilla’ para incomodar y presionar alto.

No obstante, todo cambió cuando el juez central dio el pitido final de la primera parte. En esa oportunidad, tocó salir a buscar soluciones en el vestuario. Desde ese punto, entonces, apareció el máximo líder del mismo: el entrenador Jürgen Klopp, y se tiró un discurso que le devolvió vida al equipo.

Las palabras de Klopp en el vestuario

«¡Jugad al fútbol! Jugad a la manera del Liverpool, como hemos jugado toda la temporada. Tened el balón, haced muchos movimientos con la pelota y por detrás de la última línea. Con la velocidad que tenemos hay que mezclar eso también», reveló Van Dijk, sobre lo que dijo Klopp.

No deje de leer: “No tiene miedo”: Van Dijk reconoció a Luis Díaz por encima de todo

Además de ello, el defensor nerrlandés también aprovechó para reconocer lo que sucedió desde su propia óptica: «No jugamos lo suficiente al fútbol. Cuando teníamos el balón no había mucho movimiento, así que tomamos las decisiones equivocadas», expresó.

Por su parte, el propio Klopp se comunicó: “Sabíamos que en la primera parte han estado muy encima de nosotros hombre a hombre, pero el aspecto físico no lo hemos comentado al descanso. Hemos hablado de que teníamos que jugar al fútbol, movernos para ofrecernos a buscar los espacios. Teníamos un problema futbolístico y eso se soluciona con fútbol».